El yugo de la verdad

Adonde te echarás a volar

cuando de tu boca

como flema sale el Apocalipsis.

Nos prometiste

la llegada de un incendio

eterno e infernal,

por nacer donde se nace.

Y todo para que una torpe

tome a un Cristo crucificado como bandera

para destruir sus pasos.

 

¿Quién apoya

a ese ente?

Que carga bisturí

en sus labios

para extirparnos de raíz

los frutos,

que le fueron heredados,

de árboles

que nunca vio crecer.

 

De espaldas al viento

al ripioso hambre

a una sed propias del desierto

con un hambre voraz

por devorarnos

¿Que harías con tanto poder?

Si sólo se te ocurre

una acción: vender.

Y así lograr tu cometido

despatriarnos, desterrarnos

otra vez.

 

Cuando te busquemos

no te haremos nada

demasiado con lo que vendrá

con excelsa naturalidad.

A través del elemento

que te castigará,

y del cual mal uso hiciste,

tan sólo por eso,

no escaparás al yugo de la verdad.

Anuncios

3 comentarios

Archivado bajo Sin categoría

3 Respuestas a “El yugo de la verdad

  1. ale

    Muy bueno pirulaso!!!! Seguí asi

  2. Pablo

    Buenísimo. Te regalo esta frase que bien podría encabezar este poema.
    Cito: “Si el perro es manso come la bazofia y no dice nada, le cuentan las costillas con un palo a carcajadas”
    Patricio Rey y sus Redonditos de Ricota

  3. puto.

    Bueno, ese iba a ser mi comentario… Pero como todos están muy serios…. Buenísimo, loco!
    Una nota aparte la bandera de fondo del blog.

    Abrazo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s